Top

Cómo integrar la RSE a tu negocio

La integración estratégica de la responsabilidad social debe permitir a la empresa enfocar sus esfuerzos de gestión para maximizar su contribución y generar valor sostenible en el negocio.

Cuando la empresa se orienta a desarrollar una oferta diferenciada de productos y servicios, y una mejora en la eficiencia y la productividad de sus operaciones, se generan ventajas competitivas para su posicionamiento en el mercado (nacional e internacional) y para la atracción de inversiones.

La Fundación para el Desarrollo Empresarial, Fundemas ha desarrollado una guía que facilita a las compañías la posibilidad de integrar la RSE estratégicamente y así maximizar su contribución al desarrollo sostenible y generar valor para el negocio.

Los pasos sugeridos en la guía tienen una lógica de ciclo PHVA9 (planear, hacer, verificar y actuar.)

Esta fórmula garantiza una gestión de sostenibilidad orientada a la obtención de resultados, la mejora continua y el aprendizaje. Estos pasos están articulados con el modelo de gestión del Pacto Global de Naciones Unidas

1-Compromiso de alta dirección

El proceso de alineación estratégica debe tener como punto de partida el convencimiento y compromiso de la alta dirección de la empresa sobre la importancia que la RS y el desarrollo sostenible tienen para el futuro del negocio.

Este compromiso es fundamental para garantizar que se contará con los recursos económicos y humanos necesarios. Además, permitirá que la empresa se haga cargo de los resultados que arroje el proceso yde desplegar, implementar y hacer seguimiento riguroso a las iniciativas estrategias.

Los pasos a seguir son: Preparar y realizar una presentación con información general sobre tendencias relevantes de RS que puedan afectar la sostenibilidad y competitividad del negocio.

El resultado esperado de esta sensibilización, es que la alta dirección de la empresa dé vía libre a implementar el proceso de alineación estratégica y destine los recursos financieros, logísticos y humanos necesarios.

2.Conformar en la empresa un Equipo de Implementación RS.

Este equipo será una contraparte valiosa durante todo el proceso de integración, tanto para recolectar información, como para validar y alimentar todos los pasos aportando su entendimiento y conocimiento del negocio, y salvaguardando la alineación estratégica.

3. Capacitar al Equipo de Implementación

Para que comprenda los principios, las materias y asuntos de sostenibilidad y se familiarice de manera preliminar con las metodologías que se implementarán.

4. Construir el cronograma detallado de actividades

Debe incluir los hitos del proyecto en los que se requiere de la participación activa del Equipo y de la alta dirección de la empresa, para validar resultados y definir estrategias y acciones. En el Equipo de Implementación debe participar un representante de cada una de las áreas relacionadas con los objetivos estratégicos y con las materias fundamentales.

5- Analisis del entorno

Identificar las fuentes de información más relevantes que permitan cumplir con el propósito del benchmark descrito. Estas fuentes de información deberían ser públicas y de fácil acceso, por ejemplo: Se pueden utilizar el número de fuentes necesarias, bien sea de un solo tipo o una combinación. Estas fuentes de información son acordadas directamente con la contraparte en la empresa.

Sobre esa estructura se identifican los asuntos gestionados por las empresas de referencia, o que son exigencias de los clientes o de iniciativas de sostenibilidad en el sector correspondiente. Ejemplos pueden ser: Organizaciones reconocidas por las empresas del sector como representantes de las mejores prácticas de RS, Competidores principales, Líderes mundiales en RS relacionados con el sector, Principales empresas clientes extranjeros (compradores o inversionistas) e) Iniciativas internacionales sectoriales de

6-Identificar grupos de interés

Identificar a las partes interesadas pertinentes y conocer sus intereses legítimos respecto a la interrelación con la empresa, permitirá a la organización gestionar sus riesgos y conocer las expectativas que estos grupos tienen sobre su operación.

El ejercicio de escucha genera un acercamiento en la relación que se traduce en un mejor nivel de entendimiento mutuo, de confianza y de transparencia entre las partes.

Entre los pasos a seguir están: Hacer una lista identificando todos los

grupos de individuos y organizaciones que pueden ser afectados por las decisiones y actividades de la empresa. Esta lista se puede construir con información de diferentes gerentes de la empresa, quienes pueden identificar con claridad las diferentes partes interesadas con las que se relacionan en su gestión diaria.

7- Asuntos relevantes. Materialidad

Una vez analizados los intereses de los stakeholders y las expectativas de la sociedad, se deben definir y priorizar los asuntos que serán materiales para la empresa.

Para esto, los pasos a seguir son: Para definir la materialidad se organiza un taller con la participación de los gerentes de primer y segundo nivel que la empresa estime importante hacer partícipes de este análisis.

Para la preparación del taller se realizarán presentaciones que permitan visualizar de manera sintética los resultados de los estudios realizados hasta el momento: Análisis de entorno de sostenibilidad, con las tendencias, las buenas prácticas identificadas y los asuntos importantes.

Análisis de la cadena de valor, con la identificación de los stakeholders y los asuntos que surgen del análisis y del diálogo con los mismos.

De igual forma, se busca que el gerente general o uno de sus gerentes, prepare una presentación sobre los objetivos de negocio de corto, mediano y largo plazo.

8-Seguimiento, evaluación y comunicación

Dar seguimiento y evaluar las iniciativas estratégicas es fundamental para lograr coherencia entre los compromisos que asumió la empresa con sus partes interesadas y la sostenibilidad y competitividad del negocio.

La comunicación de los resultados se podrá hacer de diferentes maneras en función de lo que la empresa quiera compartir.

Entre los pasos a seguir están: Seguimiento: Se busca asegurar que las actividades se realizan de acuerdo con el plan. En caso de haber desviaciones, se deben realizar correcciones para lograr los resultados esperados. Este seguimiento se hace a través de las mediciones de los indicadores de gestión (cuantitativos y cualitativos.)

Se recomienda involucrar a las partes interesadas en este proceso, con el fin de que participen en la identificación y medición de logros y en las propuestas de mejora.

La Evaluación: Sirve para determinar el desempeño de las iniciativas respecto a las metas propuestas. En función a los resultados se pueden replantear las estrategias y redefinir los objetivos. Esta medición se puede realizar utilizando la información del Balanced Scorecard y debe ser evaluada por parte de la alta dirección de la empresa. Se debe realizar a intervalos más espaciados, acordes con la dinámica propuesta en la agenda estratégica de sostenibilidad.

Y con la Comunicación: De acuerdo con la Norma ISO26000, la comunicación es fundamental para aumentar la credibilidad y confianza con las partes interesadas y generar un diálogo con las mismas. Además permite demostrar a coherencia entre lo que se dice y se hace, responder por los impactos que la empresa genera, y comunicar efectivamente los retos y logros relacionados con la sostenibilidad.

Tania Urias
Sin comentarios

Enviar un comentario